Repetir como un papagayo en exámenes y poner buena nota es premiar el plagio

No hay cambio apreciable en nuestra educación. Se premia con las mejores notas a aquellos estudiantes que repiten lo que pone el libro de texto con exactitud. Sin embargo, fluctúa según criterio del profesorado, aquellos estudiantes que redactan creando, reconstruyendo lo que han leído son puestos en cuestión. De hecho, se suele castigar porque este proceso estará lleno de incoherencias, faltas de ortografía, o desorden. En el proceso de escritura es inherente La cita. No es natural en la repetición exacta de otro texto, su razón de ser es el plagio. Cada vez que alguien reproduce en un examen con exactitud lo que ha leído y se le pone un diez, se le manda un claro mensaje.

El plagio se naturaliza, se observa como algo normal e incluso extraordinario.

Replantearse las categorías de la realidad es fundamental para cambiar los actos incoherentes con nuestros principios morales.

Updated: 13 septiembre, 2018 — 21:32

Deja un comentario