Actuación contra la brecha digital.

Dentro de la segunda fase del Plan de Responsabilidad Pública frente al COVID-19 que Endesa ha puesto en marcha, La delegada de Educación y Deporte, Mercedes García Paine, ha anunciado, junto con el responsable de la Unidad de Producción Hidráulica Sur de Endesa, Tomás Chica, una nueva actuación consistente en la donación de 125 ordenadores en Málaga para atender las necesidades de formación de alumnos en situación de vulnerabilidad.

Con esta medida se busca facilitar el acceso a la educación digital al alumnado más vulnerable de aquellos centros educativos malagueños de municipios ubicados en el entorno de instalaciones de generación de Endesa, permitiendo reducir los riesgos sociosanitarios al compaginar la formación presencial con la telemática.

Además, con este este proyecto se contempla también la formación en competencias digitales a profesores y alumnos, una medida destinada a minimizar las carencias formativas respecto a contenidos digitales y preparar a los educadores y nuevas generaciones en este ámbito.

 

También te podría gustar...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: