MI EXPERIENCIA EN TALENTO EMPRENDEDOR

Vinieron un día al instituto a explicarnos sobre lo que iba el concurso, se trataba de exponer unas ideas creativas, nuevas y que se le pudieran dar utilidad si las lleváramos a cabo.
El concurso se haría durante dos días en el instituto , dos días muy productivos en los que formaríamos grupos para elegir una de las ideas para empezar con el proyecto para crearlo.
El grupo ganador se llevaría un premio.
Mi idea fue hacer algo parecido a un adhesivo antiséptico o gel antiséptico que se pegara a la piel de la herida, algo que para mi al pensarlo dije:
“seria muy bueno, ya que los post operatorios serian mas fáciles y rápidos ,menos dolorosos y menos peligroso a la hora de que se pueda infectar la herida.”
Y llegó el día, el día en el que nos eligieron a toda la clase para el concurso, (entre ellos yo), la verdad es que no esperaba que me eligieran.
Mi grupo era de 5 personas pero faltaron 3, así que nos agruparon con otras 3 personas a las que también les había fallado alguien de su grupo o simplemente estaban solos en su grupo.
La verdad es que al principio estaba un poco cortada ya que no los conocía, pero poco a poco nos fuimos conociendo y ya luego expusimos nuestras ideas de cada uno, la verdad es que yo no quede muy satisfecha con la idea que se escogió ya que no le vi ni pies ni cabeza al proyecto.
La idea era crear una aplicación para que a la gente que le sobrara comida en su casa , en vez de tirarla , la subiera a la aplicación a través de una foto para que la gente sin tiempo como algunos estudiantes pudieran encontrar cerca de ellos alguien con comida de sobra a buen precio.
Algo a lo que yo no le veía sentido, ya que si era comida que sobraba ¿ porque pagar por ella ?
Si no la daba la iba a tirar , así que la verdad es que yo no me fiaría de coger la comida que a alguien le sobra sin saber quien es, sin conocerlo, porque pensando mal hay mucha gente que le divierte hacer daño por suerte o por desgracia y yo pienso que no debería de fiarme de la comida que a un extraño le sobra.
Así que aunque no me gustaba la idea empezamos el proyecto, cuando ya teníamos que idear para intentar formar la aplicación ya empecé a sentir que sobraba en ese grupo, porque nada de lo que yo decía para intentar hacer la aplicación algo mejor les gustaba, y cuando digo nada es absolutamente nada, pero bueno ese día me aguante ya que al día siguiente no pude ir por motivos de trabajo.
Pero bueno, esta experiencia a pesar de que para mi no a sido muy buena me a servido para entender que en un grupo de proyectos en cualquier trabajo no siempre vas a tener lo que esperas y que hay que tener paciencia.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *