La Junta de Andalucía ha abierto a toda la ciudadanía el acceso a los libros electrónicos de sus bibliotecas