Planeta Escuela TIC 2.0 Rotating Header Image

flauta

¿Cuántas flautas ves?

En el dibujo de hoy, visto en: “Acertijos y más cosas“, hay que buscar cuántas flautas se encuentran ocultas por todo el dibujo. Para seguir un procedimiento fijo, las flauta que buscamos siguen el mismo diseño, pero distinto a la que en sus manos sostiene el flautista. Dejo el mismo …

La entrada ¿Cuántas flautas ves? aparece primero en Actiludis.

Happy birthday, Paul Simon

Paul SimonCuando Paul Simon compuso The Sound of Silence habían pasado menos de tres meses desde el asesinato de John F. Kennedy, un acontecimiento que suscitó una enorme conmoción en la población estadounidense e inspiró esta canción que -tal como afirma Art Garfunkel en el siguiente vídeo, justo antes de cantarla a dúo con el autor- trata “sobre la incapacidad de la gente de comunicarse, no particularmente a nivel internacional, sino especialmente a nivel emocional. De manera que lo que ves a tu alrededor es gente incapaz de amarse los unos a los otros”.

El texto, escrito en primera persona, es un monólogo cargado de tristeza. Los dos primeros versos nos introducen en una atmósfera tenebrosa (Hello darkness, my old friend/I’ve come to talk with you again) en la que profundizamos con otras imágenes tétricas de sueños agitados por pesadillas en las que la gente habla sin decir, oye sin escuchar y escribe canciones que nunca se compartirán. De nada sirve la advertencia de que ese silencio va a crecer como un cáncer y destruir lo que encuentre a su alrededor: nadie se atreve a romper ese sonido del silencio.

La música suaviza el impacto de esas imágenes sombrías gracias a una melodía muy dulce y a una armonía dórica, con el resultado de una intensa y resignada melancolía.

Esta canción, cantada en solitario por Simon, constituyó uno de los momentos más emotivos de la ceremonia del 10º aniversario del atentado a las Torres Gemelas de Nueva York, que tuvo lugar en la zona cero el pasado 11 de septiembre.

Hoy Paul Simon cumple 71 años. Para él van mis mejores deseos de que pase un día muy feliz y que cumpla muchos más con buena salud, pero mi regalo es para mis alumnos y alumnas de Taller de Flauta de 3º de ESO: un arreglo de The Sound of Silence para tres flautas soprano. Es una versión muy sencilla, homorrítmica y con un ámbito muy reducido, sobre todo en las dos voces más graves, aunque, justamente por su textura tan esencial, se requiere cierta destreza para conseguir una ejecución limpia tanto desde el punto de vista rítmico como del de la afinación.

Melchior Franck y el canon circular

Da pacem DomineMelchior Franck fue un compositor muy prolífico a pesar de haber tenido una vida nada fácilLa región de Coburgo, el pueblo bávaro en el que Franck pasó la mayor parte de su vida, sufrió toda la Guerra de los Treinta Años y tardó mucho en recuperarse de los combates, los saqueos y las epidemias que caracterizaron ese largo período. Como consecuencia, Franck, que ya había perdido a su mujer y a dos de sus hijos durante el conflicto bélico, murió solo y pobre hace exactamente 373 años.

Desde el punto de vista musical, la obra de Melchior Franck se enmarca en una etapa de transición entre el Renacimiento y el Barroco y de conciliación de la polifonía de la música sacra del catolicismo con la sencillez de la música del culto luterano. De hecho, dentro del entramado polifónico de sus más de 600 motetes podemos distinguir cierta simplificación del contrapunto, renunciando a la artificiosidad para mantener la inteligibilidad del texto, y ciertos elementos típicamente barrocos, como pasajes homofónicos y el empleo del bajo continuo.

Además de los motetes, Franck compuso numerosas obras de otros géneros, entre los cuales hay bicinia, tricinia (obras didácticas a dos y tres voces respectivamente), quodlibets (dos o más melodías populares diferentes unidas en una única pieza mediante una elaboración contrapuntística) y obras instrumentales, incluyendo danzas. Un ejemplo de este último género es la siguiente Pavana.

Hay una obra de este compositor que casi todos los que cantan o han cantado en un coro polifónico conocen: el canon Da pacem Domine, una de las primeras piezas a 4 voces a las que se enfrentan los coros principiantes. No se puede decir que sea realmente una pieza simple de ejecutar de manera satisfactoria, ya que justamente por su escritura sencilla necesita también una gran limpieza de timbre y afinación, pero tiene ciertas ventajas didácticas que conviene utilizar en la iniciación al canto polifónico:

  • sólo hay que aprender 6 compases, lo que facilita su memorización, algo fundamental en los coros de aficionados, ya que la mayoría de sus miembros no saben leer una partitura;
  • su ámbito es muy limitado, tan sólo una quinta, lo que evita que los problemas técnicos vocales distraigan de las cuestiones musicales;
  • no modula, permaneciendo todo el tiempo en la tonalidad principal sin emplear tampoco ninguna alteración;
  • los primeros ensayos son muy rentables: todo el mundo trabaja al unísono hasta que salga bien, entonces se divide el grupo en 2 voces y finalmente en 4. De esta manera se aprovecha mejor el tiempo y nadie se aburre mientras las otras tres voces aprenden su parte;
  • es un canon circular, así que podría prolongarse perpetuamente si cada una de las voces siguiera cantando su parte una y otra vez, lo que da juego para variar la manera de empezar y sobre todo de terminar la ejecución, evitando la monotonía en los ensayos.

En YouTube hay varias decenas de interpretaciones de este canon, todas ellas de coros infantiles o de aficionados. Lamentablemente tienen una calidad de grabación bastante baja, tanto de vídeo como de audio. Entre ellas he elegido la que me parece que mejor puede dar una idea.

Los 6 compases de Da pacem Domine son los siguientes:

Da pacem Domine (propuesta)

Los tres signosindican las entradas de la segunda, tercera y cuarta voz respectivamente, con una particularidad que hay que tener bien en cuenta: es un canon a la cuarta inferior, así que la segunda y la cuarta voces deberán ser transportadas este intervalo.

En la siguiente partitura interactiva, un arreglo que he preparado para la flauta dulce, el canon está desarrollado de una de la muchas maneras posibles: tras la exposición de la melodía por parte de la primera voz (o de todas al unísono si se prefiere), empieza el juego contrapuntístico con la entrada escalonada de las 4 voces que repiten dos veces la melodía completa. Además, para finalizar juntos, la primera voz canta una vez más la primera frase mientras que la segunda y tercera sólo ejecutan el fragmento necesario para acompañarla.

Vals para orquesta de variedades

Dmitri ShostakovichLa historia de la música está llena de errores de todo tipo: desde la atribución de una obra a una persona diferente del verdadero autor (como es el caso de la Sinfonía de los juguetes de Edmund Angerer, erróneamente atribuida a Haydn o a Leopold Mozart, o la famosa bagatela Para Elisa, cuyo autor probablemente no sea Beethoven, sino otro Ludwig que se apellidaba Nohl) o errores de catalogación, consistentes en opus o hasta en títulos equivocados.

Aunque estos malentendidos se dan con más frecuencia en las obras más antiguas -como es el caso de las dos citadas, ambas de más de 200 años- no faltan ejemplos bastante más recientes. La pieza que veremos hoy es de Dmitri Shostakovich, un compositor ruso cuya vida transcurrió enteramente en el siglo XX.

Su abundante producción musical incluye todo tipo de composiciones clásicas: sinfonías, óperas, sonatas, cuartetos, suites, ballets, etc. Además, Shostakovich también se dedicó a la música para el cine, escribiendo las bandas sonoras de más de 30 películas.

Justamente gracias al cine, a la película Eyes Wide Shut, obra póstuma de Stanley Kubrik, se ha hecho famosa una pieza a la que Shostakovich no dio mucha importancia en su momento, tanto es así que no conocemos la fecha exacta de su composición, seguramente posterior a 1956. Se trata de un vals de una obra identificada durante años como la Suite para orquesta de jazz nº2, hasta que en 1999 el descubrimiento de una partitura para piano de esta última volvió a cuestionar la identidad de la obra que contiene nuestro vals, a continuación en la versión de la Orquesta del Concertgebouw de Amsterdam dirigida por Riccardo Chailly, la misma que acompaña las imágenes de la película de Kubrik.

Aunque tanto en los créditos de la película y en la carátula del disco de la banda sonora como en la gran mayoría de las demás grabaciones y partituras aparezca el título equivocado, ahora sabemos que se trata del Vals nº2 de la Suite para orquesta de variedades, cuyo primer tema he arreglado para flauta dulce. No es muy sencillo de tocar debido a que sus compases más rápidos están justo en el cambio de octava, pero puede ser útil justamente para ensayar esa dificultad a la vez que se disfruta de una pieza muy sugestiva.

Entradas relacionadas:

  1. All’alba vincerò!
  2. Obras didácticas para violín II
  3. Obras didácticas para violín III

Por una cabeza

TangoPic. PD en Wikimedia Commons.Cuando Carlos Gardel compuso Por una cabeza -corría el año 1935 y tan sólo habían pasado ocho años desde el estreno de la primera película sonora- es muy poco probable que llegara a imaginar que el cine contribuiría a la popularidad de la que goza actualmente  este tango, alcanzada no sólo por su valor musical, sino también gracias a unas escenas inolvidables en las que las imágenes están realzadas por esta canción. Aquí recordaremos las dos más importantes e impactantes, extraídas de sendas obras maestras del séptimo arte, rodadas con tan sólo un año de diferencia la una de la otra.

En La lista de Schindler (1993) se escucha la canción original, cantada por el mismo Carlos Gardel, quien la grabó pocos meses antes de su fallecimiento en un accidente aéreo en Colombia, en el que también murió Alfredo Le Pera, el autor de la letra.

El director del filme, Steven Spielberg, utiliza Por una cabeza para dar unidad a dos escenas distintas y complementarias: el tango empieza a sonar sobre un primer plano de una radio, dando lugar a un sonido diegético que acompaña los gestos acompasados de Oskar Schindler (Liam Neeson) que se prepara para el encuentro con los jerarcas nazis, eligiendo con esmero todos los detalles de su vestuario con el fin de impresionarles. En la sala de baile donde tiene lugar la escena siguiente, a pesar de la presencia de una  pequeña orquesta tocando y de algunas parejas bailando,  ya no podemos hablar de diégesis, pues los protagonistas de la película no pueden estar oyendo la voz del mismo Gardel, desaparecido 14 años antes de la ocupación de Polonia por parte del ejercito nazi; por si no fuera suficiente, en el escenario hay instrumentistas pero no cantantes. Quizás uno de los personajes que aparecen en la pantalla sí lo esté oyendo: esa melodía podría seguir sonando en la mente del mismo Schindler, como un fondo musical obsesivo que acompaña sus pensamientos totalmente ajenos a la fiesta y la música que le rodean porque está absorto en la observación y análisis de las personas que le interesan.

Un año antes del estreno de La lista de Schindler, este tango ya había conquistado al público de la gran pantalla gracias a una de las escenas más intensas de Esencia de mujer, un remake del también imprescindible largometraje Profumo di donna: el momento en que el protagonista, el teniente coronel Frank Slade (Al Pacino) acaba de conocer a Donna (Gabrielle Anwar), aunque sólo por su perfume, puesto que es invidente. Donna le guia hasta la pista, hacia la que el hombre se dirige con mucha prudencia. El baile empieza tímidamente, pero al llegar al estribillo -que en este excelente arreglo instrumental viene cantado con gran intensidad por el violín sobre un poderoso impulso rítmico del piano- Frank toma las riendas y le da a Charlie (Chris O’Donnell), su joven lazarillo, una lección no sólo de baile sino también de vitalidad.

Como de costumbre, he arreglado este tango para flauta dulce y piano, pero esta vez mis alumnos y alumnas de primero de ESO deberán esperar al curso que viene para aprenderlo, pues tiene unas cuantas notas agudas y alteraciones que nos recomiendan no tener prisas. Mientras nosotros nos vamos introduciendo en la música porteña con Libertango, quizás esta partitura pueda resultarle útil a docentes y discentes de cursos más avanzados.

Entradas relacionadas:

  1. Piazzolla y el bandoneón
  2. La vida es como una caja de bombones…
  3. Syrinx y Pan

Sakura sakura

Sakura en Fukushima (GNU FDL. Wikimedia Commons)Faltan pocos días para la entrada de la primavera, la estación más esperada en todas las culturas, ya que, además de reconfortar los cuerpos alejando el frío, la lluvia, la nieve y la oscuridad de noches largas, alegra los ánimos con una auténtica y exuberante celebración de la vida: las aves migratorias regresan llenando el cielo de cantos y de bailes, otros animales despiertan de su letargo, las semillas brotan y las flores se abren, llenando el campo de olores y colores.

Con la palabra hanami los japoneses definen su tradicional costumbre de contemplar la belleza de las flores, sobre todo de la flor del cerezo cuando llega la primavera, una flor a la que está dedicada una de las más famosas canciones populares de Japón, Sakura sakura (el nombre de esta flor en japonés).

Esta primavera gran parte del país del sol naciente no conseguirá llenarse de flores,  y deberán pasar siglos antes de que en Fukushima puedan nacer unas flores tan bellas como las de la foto, tomada justamente en ese pueblo duramente azotado por la naturaleza y, sobre todo, por la temeridad del ser humano.

Mis alumnos, alumnas y yo tocaremos en clase Sakura sakura para recordar a las miles de víctimas de esta tragedia y para estar cerca del pueblo nipón con nuestros mejores deseos.


ACTUALIZACIÓN (26 de marzo de 2011).
Tras dos ensayos, los alumnos y alumnas del 1º de ESO B al completo han grabado esta canción:
Sakura sakura

 

Entradas relacionadas:

  1. Música y poesia: Landini y la primavera
  2. La vida es como una caja de bombones…
  3. Lo prometido es deuda: Antón Pirulero

All’alba vincerò!

Poster del estreno de Turandot (PD)El sangriento juego de Turandot ha llegado a su fin: un joven misterioso ha resuelto los tres enigmas que le costaron la muerte a los que antes de él se atrevieron a darle respuesta. Es el castigo que, como venganza por la violencia sufrida por una antepasada suya por parte de un extranjero, reciben los príncipes que llegan desde otros reinos para pedir la mano de la peligrosamente atractiva princesa.

Pero Calaf ha respondido correctamente a las preguntas con la ayuda involuntaria de la misma Turandot: al último enigma, ¿Qué es lo que quema como el hielo, y cuanto más frío es, más quema?, inspirado por la deslumbrante belleza y la despiadada crueldad de Turandot, pronuncia su nombre, ganando así el derecho a casarse con la princesa.

Turandot no reacciona como él esperaba y, tras suplicar en vano a su padre el emperador que no autorice la boda, le dice al extranjero que casándose con ella sólo conseguirá tener a su lado a una mujer que le seguirá odiando toda su vida.

Para intentar vencer su hostilidad, Calaf le propone un nuevo enigma: si ella descubre su nombre antes del amanecer, podrá ordenar al verdugo que le ejecute. Ella sin dudarlo acepta e inmediatamente ordena que nadie duerma en Pekín hasta que no se haya conseguido descubrir el nombre del atrevido forastero. Al mismo tiempo Calaf vive con impaciencia las horas que faltan para que llegue la luz del día, convencido de que entonces Turandot será nuevamente derrotada y deberá renunciar a su coraza de hielo y amarle. Así anima a las tinieblas a disiparse y a las estrellas a ponerse para que llegue el alba y, junto con ella, la victoria.

Una de las más evidentes reacciones del organismo humano ante las emociones es la irregularidad del ritmo cardíaco. De la misma manera, la enorme carga emotiva de la música de Giacomo Puccini conlleva una continua inestabilidad rítmica, un pulso muy variable que he intentado recrear (sin querer tampoco exagerar) en el siguiente arreglo para flauta dulce. Las indicaciones metronómicas que aparecen encima de la partitura son el rastro que ha dejado el truco que he tenido que emplear para que la reproducción incluyera esas inflexiones del ánimo.

Entradas relacionadas:

  1. Otoño
  2. Música y poesia: Landini y la primavera
  3. Piazzolla y el bandoneón

Pero mira como beben…

Añadimos un nuevo villancico a nuestro repertorio navideño. Se trata de una canción popular extremeña de melodía pegadiza y letra algo surrealista, además de muy curiosa y divertida: aunque en realidad los peces de río no beben, en menos de un mes mucha gente estará cantando lo contrario, sin más pretensión que la de animar una reunión familiar o de amigos.

Con esta misma intención aprendemos a tocar este villancico navideño con la flauta dulce, para aportar un poco más de música en vivo a estas fiestas que ya entrevemos a la vuelta de la esquina.

Entradas relacionadas:

  1. La vida es como una caja de bombones…
  2. Henry Mancini y la Pantera Rosa
  3. Música y poesia: Landini y la primavera

Syrinx y Pan

PanEn la mitología griega hay un personaje que suele representarse con un instrumento musical que de él recibe uno de los nombres con el cual es conocido. Se trata de Pan, un semidios de apariencia tan poco atractiva (mitad hombre y mitad macho cabrío) que una de las versiones sobre su nacimiento cuenta que su misma madre huyó presa del pánico (palabra que deriva del mismo Pan y de su aterrador aspecto) nada más traerlo al mundo.

Por eso no extraña que también Syrinx, joven y bella ninfa, quisiera escapar de sus atenciones cuando él se enamoró desesperadamente de ella. Llegada a la orilla de un río, antes de caer entre los brazos de Pan, que la perseguía,  Syrinx suplicó a otras ninfas, las Náyades, que la convirtieran en un cañaveral.

Pan, tras oír el sonido que producía el viento rozando las cañas, construyó su flauta cortando algunas de ellas y llamó a ese instrumento con el nombre de su amada. Así que la flauta de Pan también se conoce como siringa.

Claude Debussy, compositor francés que nació hace exactamente 148 años, escribió por lo menos dos obras que, directa o indirectamente, recuerdan ese mito y ese instrumento, aunque en ellas emplea una flauta travesera para evocar el sonido de la siringa: Preludio a la siesta de un fauno (1894) y Syrinx (1913) (haz clic en los nombres de las obras para descargar las partituras).

Syrinx nació como música incidental para una obra teatral en la cual tenía que ser “la última canción de Pan antes de morir”. El drama nunca llegó a completarse, mientras que Syrinx es hoy en día una de las obras más importantes para flauta sola. La siguiente versión, interpretada por la flautista Paula Robison, fue grabada en 1986.

La figura de Pan dio lugar, en la mitología romana, al dios de la naturaleza, Fauno, y junto con él a los faunos, genios de los bosques.

También el origen del Preludio a la siesta de un fauno está ligado a la literatura, al inspirarse en un poema de Mallarmé. La obra fue concebida inicialmente como acompañamiento al poema para su lectura pública y estaban previstas tres secciones. De hecho, en un principio su título hubiera tenido que ser Prélude, Interlude et Paraphrase finale sur l’Après-midi d’un faune. Finalmente Debussy sólo compuso la primera de las tres secciones; aún así la obra, considerada como una de las más importantes del compositor, es un poema sinfónico acabado que de ninguna manera da la impresión de  que le falte algo. La sencilla historia sobre la que está construido es la descripción de una típica tarde de un fauno, dedicada a tocar su flauta, coquetear con las ninfas y, finalmente, abandonarse a un dulce sueño.

En 1912, años después de la composición y estreno del Preludio, los Ballets Rusos de Sergéi Diágilev pusieron en escena un ballet sobre esta obra, con la coreografía de Vaslav Nijinsky que causó un gran escándalo por su alto contenido erótico (todavía faltaba mucho para los movimientos de cadera de Elvis o de Michael Jackson, sólo por poner un par de ejemplos).

En el vídeo siguiente, Charles Jude, director del Ballet de la Ópera de Burdeos, baila esa misma coreografía junto con Marie Claude Pietragalla.

Entradas relacionadas:

  1. Música y poesia: Landini y la primavera
  2. Piazzolla y el bandoneón
  3. Henry Mancini y la Pantera Rosa

La Flauta Dulce ¿Te suena?

Me gusta decir que la flauta dulce es una amiga de la clase de música porque siempre nos ayuda en el aula. Es un instrumento que puede hacer que la clase de interpretación instrumental sea divertida y productiva, consiguiendo, además, que los alumnos aprendan y disfruten interpretando música. Las TIC colaboran en este proceso facilitando la organización de materiales, aportando recursos y nuevas formas de presentarlos y difundirlos. <!--break-->

Tengo que confesar que siento una gran simpatía por este instrumento, un poco estridente eso sí, pero estupendo, útil, barato y práctico para trabajar la interpretación instrumental en cualquier aula de música. Independientemente de la dotación instrumental que tengamos en el aula, trabajar con la flauta dulce tiene la ventaja de que cada alumno puede comprar la suya sin hacer un gran desembolso económico. Sin apenas presupuesto ya tenemos una pequeña orquesta de 20 flautas a nuestra disposición.

Mapa Conceptual sobre la Flauta Dulce

Si estamos dispuestos a aprovechar todas las posibilidades que nos ofrece la flauta dulce dentro de la clase de música llegaremos a desarrollar actividades de interpretación musical conjunta muy interesantes. Además de la parte lúdica que tiene el hecho de tocar un instrumento musical, el aprendizaje de la flauta dulce favorece el desarrollo de importantes destrezas musicales:

  • Coordinación de manos y dedos según las digitaciones correspondientes a la melodía y el ritmo establecidos en la partitura.
  • Concentración y memoria musical, dos elementos indispensables para una correcta ejecución instrumental.
  • Educación del oído, oportunidad para desarrollar la discriminación auditiva de los elementos de la partitura.
  • Lectura de la partitura. Además de la melodía, ritmo y estructura, también se pueden trabajar la expresión, la agógica y la dinámica.
  • Control de la respiración, oportunidad para trabajar con el diafragma.
  • Trabajo en equipo, todos los alumnos son importantes dentro de la pequeña orquesta de clase.

"La Pizarra Musical"  Recurso interactivo sobre la Flauta

A la hora de trabajar con la flauta dulce en el aula, las TIC nos ofrecen conocidas ventajas como son: organización de los materiales, vistosas presentaciones en clase, almacenamiento de audios y partituras, grabación, presentación y difusión de las interpretaciones de clase, colaboraciones e intercambios musicales con otros centros, etc. Veamos algunos materiales que encontramos en la red para el trabajo con la flauta dulce:

  • Digitaciones de la Flauta. La técnica de la flauta dulce es sencilla y accesible, esto es una suerte porque los alumnos pueden tocar desde el primer día de clase. El primer paso para dominar este instrumento es conocer su digitación , para ello en internet hay gran cantidad de recursos, estos son algunos ejemplos:

 

  • Ensayo de flauta I y Cuaderno de Partituras II. Estos trabajos de Antonio Jerez fueron premiados por el Ministerio de Educación en el año 1999 y 2001, contiene consejos prácticos sobre la técnica de la flauta, enlaces de interés y partituras.

En cuanto al repertorio de clase tenemos un mundo inmenso de posibilidades ya que podemos interpretar infinitas melodías, solo tenemos que elegir las que mejor se adaptan a las características técnicas de la flauta y al nivel de dificultad de nuestros alumnos.:

  • Se pueden tocar melodías en varias tonalidades musicales ya que las posiciones de las alteraciones no son demasiado complicadas. Las más utilizadas son: Do M, Sol M, Fa M, La m, Rem, Sol m, etc.
  • También podemos trabajar la polifonía a varias voces dividiendo la clase en pequeños grupos.
  • La flauta se presta a la interpretación de todos géneros musicales, villancicos, pop clásico, pop actual, rock and roll, salsa, música clásica, jazz, danzas, bandas sonoras, folklore, músicas del mundo, etc.
  • Podemos interpretar canciones con o sin acompañamiento musical. La flauta se adapta perfectamente a los acompañamientos o play-backs grabados previamente y a los acompañamientos realizados con los instrumentos Orff de clase, así como al piano o la guitarra.

Aunque en internet hay muchos sitios para descargar partituras nosotros necesitamos las que mejor se adaptan a la técnica, nivel y características de nuestros alumnos, por ello para encontrar repertorio adecuado para trabajar con la flauta os recomiendo visitar blogs de profesores que trabajan en Primaria y Secundaria. Aquí os presento una pequeña selección:

  • Toco la flauta  Blog de Jordi Ginestra, de Primaria, con partituras sencillas editadas con Noteflight y sus acompañamientos.
  • Aula de Música  Blog de Julio Payno, de Primaria, con partituras y recursos para la flauta muy vistosos, en formato flash.
  • La Música del C.P. Príncipe de Asturias  Blog de Jorge Delicado con varios cuadernos de partituras para Primaria.
  • Música Loreto  Wiki del CEIP Virgen del Loreto, con partituras donde los alumnos pueden seguirlas gracias a la presentación en vídeos.
  • Aula de Música  Página del CEIP San Walabonso, con partituras para Primaria en PDF para descargar.
  • Recursos Musicales  Blog recopilatorio con partituras en varios formatos y enlaces relacionados.
  • En nuestra aula de música  Blog de Inma Montesinos, de Secundaria, con muchas partituras en wix.
  • Música en el Mateo  Blog del Departamento de Música del IES Mateo Alemán, de Secundaria, con arreglos de partituras para flauta y Orff en pdf.
  • Musica no caxado  Blog de Olga Veiga, de Secundaria, con partituras presentadas en Slideshare.
  • Educación Musical  Blog de Massimo Pennesi, de Secundaria, con partituras editadas con Noteflight.
  • Aula de Música Blog de Emi Martos, de Secundaria, con partituras en wix y PDF.
  • Banco de Partituras en WIX y en PDF en mi plataforma Moodle.

Además de los citados anteriormente quiero hacer una recomendación especial, se trata del blog de Luis Belmonte, El Rincón Musical de DonLu. No sólo os interesará por las partituras que vais a encontrar en él, sino por los vídeos que aporta para el trabajo con la flauta en el aula de Primaria. Luis ha realizado miles de vídeos para ayudar a sus alumnos en el aprendizaje de las canciones de flauta, en estos vídeos aparecen las notas y las posiciones correspondientes a la vez que suena el acompañamiento musical, un recurso instructivo y entretenido. Podéis acceder a todos  estos vídeos de flauta en  su Canal de vídeo de You-Tube.

Otra de las satisfacciones que aporta el trabajo con la flauta dulce es el resultado final, la música. Los alumnos disfrutan tocando juntos y cuando el trabajo está terminado es interesante grabar sus interpretaciones en vídeo y colgarlas en el blog de clase. Esto es importante para ellos porque hacen un doble esfuerzo, se concentran mucho más y siempre intentan mejorar su interpretación. Con las grabaciones en vídeo podemos disfrutar escuchándolas siempre que queramos, podemos compartirlas con el resto de grupos de clase, con la familia, amigos, etc. También hacemos crítica constructiva de nuestra propia interpretación y , lo más importante, disfrutamos mucho , tanto del proceso como del resultado final. Si os apetece escuchar el sonido de las flautas de una clase de Secundaria os invito a ver estos vídeos en "Música Meruelo".

0
Tu voto: Ninguno