Sabias palabras…

Amargas son las raíces del estudio, pero los frutos son dulces.

amargas-son-las-raices-del-estudio-pero-los-frutos

Marco Porcio Catón (orador romano, 234-149 a.C)

¡Estudia! No para saber una cosa más, sino para saberla mejor (Séneca).