Menú Italiano

Llegamos el 26 de enero a Palermo y a Trapani sobre las 12:30, muy cansados porque tuvimos que hacer escala en Roma.

El lunes, después de desayunar, nos fueron a recoger y nos hicieron un tour por el centro histórico de Trapani con explicaciones hechas por sus alumnos de turismo. Visitamos el puerto, el mercado, iglesias, el castillo, la unión de los mares Mediterráneo y Tirreno, la torre final,…, precioso y muy interesante, ¡no nos esperábamos que en Trapani hubiese tanto que ver! Luego nos estaban esperando en el aula magna del instituto con una interpretación del compositor español al mismo tiempo que nos recitaban una poesía de. Seguidamente nos hicieron una visita por el instituto y almorzamos con un show cooking en directo. Después de comer visitamos las salinas de Trapani y el museo; nos sorprendió lo inmensas que son. Por la noche los alumnos fueron a cenar con el grupo siciliano.

El siguiente día, Erice, una ciudad medieval construida en lo alto de una montaña cuyo origen se remonta al 400 AC. Directamente fuimos al instituto de Erice, pertenece al instituto de Trapani, donde participamos todos en un pastry workshop, elaboramos postres típicos de la región. Posteriormente almorzamos platos típicos y degustamos los postres que habíamos hecho, ¡nos encantó! Se jugó un partido de ping pong entre los dos países que por cierto, ganó España. El panorama que se puede disfrutar desde Erice es uno de los más bellos de Sicilia con vistas de las salinas de Trapani y las islas Egadi al fondo aunque nos tocó un día muy nublado. Destacar los palacios, murallas e iglesias de estilos gótico, barroco y renacentista; sus calles empedradas y sus edificaciones nos transportan al pasado. Es una visita imprescindible si vas algún día Sicilia. Por la noche los alumnos de ambos países fueron a cenar a la pizzería Sapori Mediterranea.

El miércoles directos a otro workshop pero esta vez en Trapani, todos participamos en la elaboración de los platos: caponata siciliana, pasta con pesto a la trapanese y un postre típico con pistacho, ¡todo buenísimo! Por la tarde los alumnos fueron a cenar a Stuzzichello burguer Trapani.

El día más interesante, jueves, visita a Palermo de mano de un guía, Sabino, profesor además de la Escuela de Hostelería de Trapani. Visitamos la Catedral de Palermo, la Puerta Nueva, la Capilla Palatina, el mercado, las Cuatro Canti, la Fuente de la Vergüenza, el Teatro Massimo Palermo, varias iglesias, comimos por el camino en una pizzería,…… Al final nos dejaron una hora para compras, no paramos, ¡una locura de día! Pero una de las ciudades más bonitas que se pueden visitar, muy decadente pero, precisamente por eso, en estado puro. Cuando llegamos a Trapani cenamos en el Restaurante Pizzeria Ai Bastione.

Último día, visita al Museo de Trapani guiados por los alumnos de turismo, también visitamos la iglesia de la patrona de Trapani, protectora de los marineros, una pieza de mármol blanco, considerada la más bonita de Sicilia, de hecho han hecho un molde de ella para hacer imágenes iguales; destacar la gran cantidad de devotos que tiene. En el museo nos dieron los diplomas y acto seguido fuimos a visitar el teatro griego del 250 A.C. situado en el Monte Bárbaro a 1.250 metros de altura, situado al norte en contra de lo habitual en los teatros griegos y el Templo de Segesta, templo griego del siglo 409 A.C. Comimos allí mismo panini hechos por los alumnos de la Escuela de Hostelería de

Trapani. Por la noche cenamos, nos regalaron una bandeja de genoveses, dulces típicos de Trapani y al final la despedida pero como vienen en marzo no nos pesó tanto.

Comparte

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: