Proyecto Erasmus+ en alemán del IES Jorge Guillén de Torrox

Los responsables del proyecto Erasmus+ “Mit Sport und Sprachen zu einem europäischen Geist in gesundem Körper” (Promover una vida sana y un espíritu europeo a través del deporte e idiomas) del IES Jorge Guillén de Torrox comparten en este blog la última experiencia de movilidad con el Hittorf Gymnasium de Alemania:

Después de un parón de más de 2 años sin poder realizar actividades, ni viajes, ni excursiones, este año, a mediados de curso, debido a la relajación de las normas sanitarias impuestas por la pandemia, nos dieron permiso para poder realizar el intercambio a nuestra ciudad alemana de Recklinghausen. Con este centro educativo, el Hittorf Gymnasium, tenemos una relación frecuente, duradera e intensa, ya que la profesora que imparte allí español y deporte, Annika Keller, estuvo en nuestro instituto trabajando como lectora durante el curso 2012-13. Cuál fue su experiencia y cariño hacia nosotros, que desde entonces seguimos manteniendo un intenso contacto con ella y continuamos realizando planes e ideas para trabajar conjuntamente en pro de nuestro alumnado, de ahí que ya se hayan organizado varios intercambios escolares entre los centros educativos.

Este curso académico lo empezamos sabiendo que sería muy difícil el realizar algún tipo de actividad en el extranjero, sin embargo, sí hemos tenido contacto online entre nuestro alumnado y el alemán durante todo el curso a través de videoconferencias, cartas de presentación y diferentes juegos para conocerse. Con este centro alemán empezamos a trabajar dentro de un Proyecto Erasmus+KA229 hace dos años y lo unimos a otro Proyecto eTwinning para poder aprovechar más las ventajas de ambos organismos. Por suerte, hemos podido realizar, además de las numerosas actividades y trabajos vía telemática, el viaje para que el alumnado de ambos centros se pueda conocer personalmente, así como mejorar el idioma, ver de cerca las costumbres, la cultura y el paisaje característico de cada lugar. Alemania y España siempre han tenido vínculos de unión muy fuertes, ya sea por la tecnología, por los productos que exportan o por las magníficas condiciones meteorológicas que tenemos. El hecho es que a Alemania le gusta España y a España le agrada Alemania. Esto lo hemos comprobado con los 23 jóvenes estudiantes alemanes que han venido a Torrox acompañados por dos profesores alemanes, Annika y Sebastian, desde el 8 al 16 de mayo, donde han podido disfrutar durante estos días de nuestra tierra, nuestra comida, nuestra gente y, sobre todo, de nuestra playa y nuestro sol. No había tarde que los estudiantes alemanes no estuvieran paseando, hablando o jugando en nuestras costas, a pesar de tener un amplio y variado programa de actividades diarios preparado por la sección bilingüe de alemán del IES Jorge Guillén diseñadas para este intercambio, pero a pesar del cansancio, el tiempo inestable de la primavera y la fría temperatura de nuestras aguas, estos intrépidos y enérgicos jóvenes han osado bañarse desafiando resfriados, congestiones y virus, bronceando sus cuerpos y liberando su mente de tanta presión y exámenes que les esperan a la vuelta del viaje.

A lo largo de estos 9 días se organizaron actividades para darle significado y rigor a nuestro proyecto conjunto: “Promover una vida sana y un espíritu europeo a través del deporte e idiomas”. Así, el primer día, después del acto de bienvenida a cargo de nuestra directora Dª Ana Mercado Carmona, se realizó una visita guiada por el alumnado del IES Jorge Guillén, que estudia Patrimonio, Alemán 2º idioma y Alemán Turístico en 1º de Bachillerato, a través de las calles de Torrox, posteriormente fueron recibidos y agasajados con diferentes regalos en el Ayuntamiento por el Alcalde y la Concejala de Cultura de nuestra localidad, después visitaron la Cooperativa Nuestra Señora de las Nieves, degustando nuestra más famosa joya mediterránea, el aceite de oliva virgen extra, acompañado del pan de una de las mejores panaderías del pueblo, Panadería Martín.

El Museo Picasso, la Catedral de Málaga, sus calles y comercios principales también fueron visitados por nuestros jóvenes alemanes, quedando prendados de la cultura, arquitectura y brisa fresca de nuestra capital costasoleña.

La Alhambra, el Albaicín, el Sacromonte y la nieve de Sierra Nevada desde lejos, también fueron objeto de deleite durante un día intenso, espléndido y muy caluroso. Un mes ideal para poder disfrutar y gozar de los jardines, flores y aromas de esta bella ciudad, donde se aúnan su glorioso pasado árabe con el esplendor de la época actual.

En nuestra localidad de Torrox podemos presumir también de tener uno de los negocios más destacados en su sector, ya que tiene varias patentes reconocidas a su nombre, exportando sus fabricaciones a las personalidades del mundo de la música y del flamenco a lo largo y ancho de infinidad de países. Es la fábrica del Cajón Flamenco ABueno, negocio familiar que confecciona cajones flamencos personalizados, completamente artesanos y fabricados a mano, de ahí que no perdimos la oportunidad para visitarlos y empaparnos de su cultura y arte. También se aprovechó la visita para que los dos centros educativos compraran dos cajones con el logotipo de nuestro proyecto Erasmus. Eso de tocarlo, quedará para más adelante.


El Instituto de Hortofruticultura Subtropical y del Mediterráneo “La Mayora” en Algarrobo, dependiente del CSIC y de la Universidad de Málaga nos enseñó su enorme variedad de árboles, plantas y planes de estudio, cómo combaten las plagas, cuál es su línea de trabajo e investigación, así como su infinito banco de semillas. Nos dieron a probar muchas de sus diferentes frutas y flores, quedando el profesorado asistente y el alumnado absorto por la inmensa diversidad de ellas, cuyo crecimiento y estudio se ve favorecido al estar en un clima como es el nuestro.

Las actividades deportivas acuáticas y terrestres no podían faltar, ya que son la base de nuestro proyecto. Así, nuestro alumnado practicó paddel surf y kayak en las aguas de La Herradura, pudiendo disfrutar del magnífico paisaje de sus costas y acantilados, ya en nuestro centro, estuvieron jugando al KinBall, vóley-playa, fútbol dentro del Proyecto Kickfair a través del cual se fomenta el juego limpio, igualitario y no sexista. Los valores que se transmiten a nuestros jóvenes estudiantes deben de servirles para poder formarse como ciudadanos europeos en un mundo cada vez más competitivo. Promover e inculcar estos valores son nuestro objetivo primordial, para así conseguir el avance y desarrollo de una sociedad, donde todos debemos ser iguales y no contar con distinciones debido a la raza, religión, sexo o edad.

Este joven alumnado alemán también pudo contemplar en los pasillos de nuestro centro, los diferentes trabajos realizados que, con motivo de la semana cultural, aún estaban expuestos. Así, vieron el nacimiento y transformación que ha sufrido a lo largo de estos 50 años nuestro centro, el IES Jorge Guillén, el porqué de su nombre, su ampliación y como no, la influencia, relación y progreso en nuestra bella y próspera localidad de Torrox. Así mismo, los alumnos alemanes han sido testigos del 22 Aniversario del Proyecto Bilingüe Alemán, admirando la exposición fotográfica organizada para conmemorar este importante evento.

Para despedir la convivencia familiar tenida a lo largo de estos días, se realizó una gran paella en grupo, donde contamos con la ayuda inestimable que nos prestó el Ayuntamiento de Torrox, Protección Civil y la Delegación de Deportes, cediéndonos un espacio reservado a la sombra junto a las pistas deportivas de la playa, además de sillas, mesas, aseos, agua y todo lo necesario para que, con ayuda de las familias participantes, pudiéramos pasar un día entrañable e inolvidable.

     

Esta primera parte del intercambio, con nuestros socios, compañeros y amigos alemanes ha pasado tan rápido, que apenas nos hemos dado cuenta de ello. La despedida fue amarga, triste y llorosa, pero pronto les devolveremos la visita. Ya lo tienen todo preparado en Recklinghausen para recibirnos igual de bien en la semana del 23 al 31 de mayo. Han sido uno más en la familia, uno más en nuestro pueblo, uno más en nuestro instituto y uno más en nuestro corazón.

Agradecimiento especial al claustro de profesorado del IES Jorge Guillén por su apoyo y colaboración; a nuestras familias que se han volcado con sus hijos e hijas alemanas, cuidándolos y tratándolos como si fueran uno más. Los han despertado, alimentado, llevado, traído y mimado transmitiéndoles el cariño y ternura de nuestra tierra andaluza. Se han preocupado porque les guste la comida, por si pasaban hambre o sed, por si tenían frío o décimas de fiebre. Les han transmitido serenidad, paz y amor, tan escasos estos días en el mundo actual.

No todo son los libros, ni los apuntes de clase. El contacto humano, las actividades variadas y el trato con el igual son necesarios para formar individuos críticos y responsables que formen una sociedad igualitaria y justa. Una convivencia pacífica con jóvenes de otros países, cuya cultura es muy diferente a la nuestra, nos hace reflexionar sobre el modelo de sociedad que deseamos y los valores que tenemos que seguir transmitiendo. Actividades como estas no deben de faltar en los centros educativos actuales.

También te podría gustar...

1 respuesta

  1. Francisco Berrocal dice:

    👏🏻👏🏻👏🏻 Buen trabajo y muy buenos los lazos que crea el bilingüismo.
    Francisco Berrocal, CEIP Antonio Checa Martínez Torre del Mar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies